Como en el 86, por Edgardo Broner

Fútbol Pensado le da 86 veces la pelota al lector más allá de la mitad de la cancha para que pueda hacer el mejor gol de la historia. seguir leyendo

3.3.14

Amigos de Vizcarrondo vs Honduras



El miércoles habrá un partido interesante en San Pedro Sula, cuando el equipo de amigos de Oswaldo Vizcarrondo enfrente a la selección de Honduras. El formidable defensor llegará desde Francia junto a su compañero de zaga Grenddy Perozo y el recuperado Fernando Aristeguieta. Con una travesía similar se sumarán Roberto Rosales y Alexander González, que celebrarán encontrarse con Luis Manuel Seijas. Habrá viejos conocidos como Leo Morales, Alejandro Guerra o Edgar Jiménez y jóvenes que participarán con orgullo, el caso de Pedro Ramírez. La particularidad es que el equipo de amigos lucirá la camiseta vinotinto.

Cinco meses después de que la selección nacional cerrara el ciclo frustrado hacia Brasil 2014, no se ha designado al nuevo entrenador, con el agravante de que los combinados juveniles siguen acéfalos con la sabida necesidad dramática de una mayor preparación para el fútbol venezolano. Los mayores no se podrán juntar hasta cerca del Mundial, por lo que se habrá perdido otro trimestre más, atentando contra la ilusión de millones. Este compromiso ante un equipo mundialista se encaró como para salir del paso. Manuel Plasencia, histórico entrenador, ganador de la primera medalla de oro vinotinto y conductor en los Juegos Olímpicos de Moscú, será el estratega. Merece un homenaje, pero nada de lo que haga esta semana le servirá al sucesor desconocido.

El contrato para el partido del miércoles requiere la presencia de figuras de la Vinotinto. Por eso se acumularán más de cien mil kilómetros de vuelo. Lo necesita la misma Federación, que ha tenido los oídos tapados para la opinión de los jugadores en estas semanas. Quienes lo han sufrido internamente y los que manifestaron su solidaridad desde lejos se encontrarán en el calor hondureño. Será un momento de reflexión para pedir por sus derechos, tanto de hombres de selección como de futbolistas venezolanos. En estos partidos no cabe la farsa de reemplazarlos por juveniles. También habrá 90 minutos desperdiciados en la carrera que ni siquiera arranca hacia Rusia 2018, por más que los disfrutarán los amigos de Vizcarrondo y el técnico homenajeado.

Columna publicada en el diario Últimas Noticias el 3.3.2014

ebroner@gmail.com

Twitter: @ebroner

No hay comentarios:

Publicar un comentario